E75C2269-25EE-4C44-8649-D842B506E0E2 Created with sketchtool.
A+
40F48D74-0ABB-49BA-A923-C60ABF051698 Created with sketchtool.
4DB661F4-66CF-4EB3-963C-E4EBDDB94A68 Created with sketchtool.


Alentamos el uso de transportes alternativos para llegar al MAR, y para esto el Museo está equipado con un portabicicletas.

Ayude a preservar las obras

No toque las obras expuestas. La piel humana acumula residuos que pueden dañar las obras de arte al manipularlas. Por lo tanto, no está permito tocarlas. ¡Aprecie solamente con los ojos! La manipulación de las obras sólo puede realizarse por parte de los profesionales del museo, capacitados para ese fin.

Ne está permitido en el MAR:

  • Filmar y/o fotografiar a los colaboradores del museo sin autorización previa.
  • Acceder al museo con banderas, estandartes u otros soportes de cualquier especie.
  • Molestar a visitantes y colaboradores.
  • Usar palabras ofensivas, agresivas o malas palabras.
  • Usar cualquier equipo que emita sonido alto, como megáfonos, parlantes y amplificadores.

El MAR se reserva el derecho de impedir el acceso a sus instalaciones a personas cuyo comportamiento ponga en riesgo la seguridad y la conservación del edificio, de las obras de arte y el bienestar de los visitantes. Personas con menos de 12 años solo pueden visitar el museo acompañadas por un responsable mayor de edad.

Temperatura baja en el Pabellón

El MAR posee un sistema de control de ambiente que mantiene bajas las temperaturas, con el objetivo de garantizar la preservación de las obras en el Pabellón de Exposiciones. La sugerencia es llevar un abrigo para apreciar las exposiciones sin sentir frio.

Ropas para frecuentar el museo

El MAR sugiere un abrigo para no sentir frio en el Pabellón, pero no se exige ninguna vestimenta específica para entrar al local. Siéntase a gusto para venir con la ropa que le parezca más cómoda.

Atención: ¡tenemos guardarropas!

Circular en el espacio expositivo portando volúmenes como bolsos, mochilas y bolsas puede representar un riesgo para las obras e incomodidad durante la visita. Para evitar accidentes, guarde sus pertenencias en los guardarropas del museo antes de entrar en el espacio expositivo. Está permitido visitar las exposiciones con artículos cuyo tamaño no exceda 35 centímetros. Los guardarropas deben ser utilizados también para acondicionar paraguas, juguetes, trípodes fotográficos y objetos puntiagudos.

Si olvida alguna pertenencia en algún guardarropa, vaya a nuestra boletería de martes a domingo, de 9:30 a 18:00.

El Museo es también para los niños, ¡pero recuerde los cuidados!

Durante la visita está permitido que los niños de hasta 3 años lleven sus juguetes, siempre que sean de goma y de pequeños formatos. Los de otro tipo deben ser dejados por los padres en los guardarropas. El museo posee control de seguridad y solamente una entrada y una salida. Aún así, es importante estar atento a la circulación de los niños en los espacios del MAR. Evite que corran y se acerquen bruscamente a las obras de arte. Algunas piezas expuestas son inestables y su caída podrá ocasionar accidentes, colocando en riesgo a los propios niños. La Escola do Olhar posee áreas abiertas en el 3º, 5º y 6º pisos, protegidas por barandas: preste atención al andar con niños por esos ambientes. La circulación deberá ser orientada por sus responsables, profesores o por los educadores del museo.

Aparatos móviles

de cada piso y en las áreas externas del museo. No se permite el uso de esos aparatos en modo silencioso, para garantizar la contemplación de las obras y la buena convivencia en el espacio expositivo.

Registros para la posteridad

El visitante puede fotografiar las obras siempre que no use flash. Sin embargo, algunas obras y partes del espacio expositivo no podrán ser fotografiadas debido a asuntos internos del museo. Esté atento a la señalización para saber qué puede ser registrado. Está permitido filmar solamente con autorización previa, por escrito, de la Gerencia de Comunicación de la institución. Envíe su demanda acomunicacao@museudeartedorio.org.br

Acá no se fuma

Por determinación de la Ley n° 9.294, del 15 de julio de 1996, la restricción al tabaco se aplica a áreas total o parcialmente cerradas y a los lugares de circulación o permanencia de visitantes y colaboradores. Los fumadores deben dirigirse a la calle en frente al MAR.

¡Espere su turno!

Algunas exposiciones exigen control del número de visitantes, debido a las características de las obras y a la necesidad de mantenimiento de la temperatura y la humedad en el interior de las salas. En esos casos, siga las orientaciones de Seguridad y espere su momento para realizar la visita.

¡Los perros guía son bienvenidos al MAR!

No se permite la entrada de animales al museo. Solamente perros guía acompañados de sus dueños podrán circular en los espacios de la Escola do Olhar y del Pabellón de Exposiciones.

Venga en bicicleta

Incentivamos el uso de transportes alternativos para venir al MAR. Por eso el museo está equipado con espacio reservado para bicicletas. Por su parte, skates y patines pueden ser almacenados en los guardarropas.

Aliméntese en las áreas abiertas del MAR

Comidas y bebidas no combinan con obras de arte. La visita al museo es el momento de alimentar la mente y el espíritu. Aliméntese antes o después de recorrer las exposiciones, a su criterio. Para eso, el MAR ofrece un café en la Pracinha Mauá. Los espacios abiertos del museo también están disponibles para ser utilizados como áreas para bocadillos. Envases y botellas que contengan líquidos deben ser dejados en los guardarropas, antes de entrar en el espacio expositivo. Para su comodidad, el MAR ofrece bebederos con agua potable y baños en el hall de todos los pisos del Pabellón de Exposiciones y de la Escola do Olhar.